UN NUEVO IDIOMA

Compartir en FriendFeed


Autor: Adhemar Cuellar Zúñiga

1ra corintios 2,14 “El que no es espiritual no acepta las cosas que son del Espíritu de Dios, porque para él son tonterías y tampoco las puede entender, porque son cosas que tienen que juzgarse espiritualmente

Hace unos días leí en el periódico un anuncio publicitario que decía: “Aprender ingles ya no es una opción, es una necesidad”, adaptando esta frase a nuestra vida espiritual podríamos decir también que: conocer al Espíritu Santo, no es una opción, es una necesidad de vida o muerte.

En una película de dibujos animados, Un ratón estaba enseñando a buscar alimentos a su pequeño hijo un ratoncito, ellos estaban busque que te busque, busque sin parar, pero no contaban con que también un gato estaba buscando alimentarse. Y ¿cual es la comida preferida de los gatos? los ratones, el gato divisa a su presa y empieza a perseguirlos, uno de los ratones el ratón papa, experimentado en huidas dice a su pequeño ratoncito: corre, corre hijo tenemos que huir de ese felino hambriento, y en la huida logran encontrar donde refugiarse momentáneamente del hambriento gatito, el ratón mayor dice: este refugio no nos servirá de mucho, el gato pronto se dará cuenta de que estamos aquí, tengo que hacer algo para ahuyentar ese gato, y el ratón parece que también había visto la publicidad que decía: aprender “otro idioma no es una necesidad, aprender otro idioma es cuestión de vida o muerte” entonces puso en práctica lo que había aprendido en las clases de idiomas, y comienza a imitar los ladridos de un perro el enemigo de los gatos y dice fuertemente: Guau, guau, guau, guau, el gato al escuchar los ladridos que parecían de un perro, se olvida de la persecución y comienza el ahora a correr huyendo para no ser atrapado por el supuesto perro.

Al verse fuera de peligro el ratón mayor dice a su hijo: “te dije hijo mío cuán importante es conocer otro idioma, te dije que conocer otro idioma nos salva la vida” y el ratoncito termina diciendo: Papa yo también quiero aprender otro idioma, y se cuenta que en estos momentos el ratoncito todavía sigue aprendiendo otro idioma para así salvar su vida.

Queridos hermanos, en esto tiempos difíciles que nos toca vivir, tiempo de peligros, tiempo de tribulaciones, tiempo en los que abundan las invitaciones a vivir una vida alejada del amor de Dios, tenemos que aprender a hablar otro idioma, tenemos aprender a conocer un nuevo lenguaje y este lenguaje es el del Espíritu Santo, La biblia nos dice que el Espíritu Santo, es protector, El espíritu Santo es defensor, El espíritu Santo es nuestro maestro.(Jn 14,26)

Cualquier día de su vida aparecerán los enemigos del alma, y lo perseguirán, con la intención de devorarlo.

Los enemigos se disfrazan de muchas maneras en la actualidad, un día su disfraz será el de botella de cerveza, botella de whisky, vinos y licores lo perseguirán en ese momento usted no puede hacerle frente con el lenguaje que usted conoce, no puede defenderse utilizando recursos humanos, el único lenguaje con el cual se puede librar de ellos es con el lenguaje del Espíritu Santo, pidiendo ayuda al defensor nuestro que es el Espíritu Santo

En nuestro caminar rumbo a la tierra prometida aparecerán diferentes peligros, diferentes felinos, los cuales tienen la misión de devorarnos y eliminarnos. La única alternativa que tenemos ante el peligro es conocer otro idioma, conocer y aprender a invocar al Espíritu Santo todos los días de nuestra vida. Tenemos que adquirir el hábito de pedir todos los días la presencia y protección del Espíritu Santo, nuestro defensor, nuestro protector, nuestro maestro

Juan 14,26 Pero el Defensor, el Espíritu Santo que el Padre va a enviar en mi nombre, les enseñara todas las cosas y les recordara todo lo que yo les he dicho.

Oración: Señor en estos tiempos difíciles y peligrosos hago esta plegaria, me dirijo a ti Señor para pedir y suplicar por ayuda, envía Señor el Espíritu Santo a mi vida, Ven Espíritu Santo, acompáñame en las tribulaciones, auxíliame, líbrame, defiéndeme de todos los enemigos de mi alma. Gracias Señor por que hoy puedo aprender otro idioma, hoy puedo aprender, conocer y vivir según el Espíritu Santo. Amen

0 comentarios:

Buscar Mensajes :

Búsqueda personalizada